Dos de tantas

Ahí van un par de semeyes de Picos de Europa.
Como estos dias ando preparando el petate para irme, ando recopilando alguna
fotina que andaba por ahí enredando sitio.
Como probablemente allí donde voy no tenga tiempo para andar con esto de internet,
quiero dejar constancia de los sentimientos montañeros que uno tiene.
Hoy de momento un par de instantaneas.

Hoy es caliza y cielo. Pero lo que más echaré de menos será el verde, el frescor y lo
más salvaje que existe en el norte de la península....Somiedo.
Sin duda eso es lo que más anhelo.
Aunque por supuesto es tambien lo que me llevo metido en la chola.
Las personas y las gentes pasan, vienen y van. Los hechos y las costumbres mudan
y cruzan por la vida de cada uno.
Lo único que permanece para quien lo busca y lo merece es la roca, el rio, el bosque
y la montaña.
A ella habrá que volver cuando proceda. Como un niñín bueno.

2 comentarios:

Álvaro dijo...

Bonitas fotos. ¿La segunda está tomada en el Cares no?.
Saludos.

Mª Angeles y Jose dijo...

Preciosas fotos.

Pero hablando asi parece que te vas al fin del mundo...

saludos.

Publicar un comentario

La Montaña de Serbal en Google Maps